Duchas, Ecología

Securibath y el medio ambiente

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

ccx_85_049hi

Estamos de suerte. No hace tanto, estar comprometido con el medio ambiente era ser “un tipo raro”. Generalmente se pensaba que eso era cosa de idealistas melenudos, gente alejada de la realidad.

Afortunadamente, saltaron las alarmas. Expresiones como “cambio climático”, “protocolo de Kioto” o “calentamiento global” pasaron a ser portada de los periódicos. Y digo afortunadamente porque, para los que llevamos tantos años comprometidos con el medio ambiente, eso es una buena noticia.

En SecuriBath siempre hemos tenido presente nuestra responsabilidad con el entorno en el que desarrollamos nuestra actividad. Desde nuestros inicios, hace ya 20 años, venimos aplicando protocolos de gestión adecuada de residuos, optimizando la utilización de materiales y aplicando criterios de calidad en nuestros procesos de fabricación, para contribuir al ahorro energético.

Y, por supuesto, nuestra actividad principal constituye en sí un auténtico “homenaje” al cuidado del medio ambiente.

“Cambia tu bañera por un plato de ducha” ha sido desde siempre nuestro mensaje principal, contribuyendo a difundir los buenos hábitos en el hogar: el ahorro de agua y energía, el consumo responsable, la gestión adecuada de los recursos.

Pequeñas decisiones que marcan la diferencia
Hoy queremos dar un paso más en nuestro compromiso, e invitarte a que te unas a este nuevo proyecto. Desde estas páginas te haremos llegar :
• Consejos útiles para que tú también puedas practicar el cuidado del medio ambiente sin apenas notarlo, desde casa.
• Información actualizada sobre la situación de los recursos naturales, sobre el cambio climático, sobre la actualidad “verde”.
• También será una plataforma en la que podrás expresar tus dudas y ofrecer tus sugerencias.

En SecuriBath siempre estamos en construcción, por eso esta sección se irá adaptando a tus deseos. Ahora podemos decirlo sin que nos miren raro: sí, somos ecológicos.