Decoracion baño

Una iluminación práctica y funcional para tu baño

ligth

Hoy en día pocos cuartos de baño disfrutan de una luz natural, por eso  es  muy importante una buena planificación de la iluminación artificial. A la hora de iluminar esta estancia tienes que tener en cuenta varios factores como color, materiales utilizados, tamaño…. La luz consigue hacer de esta habitación un lugar acogedor y seguro.

La iluminación del baño tiene que ser  práctica y funcional, sin olvidarnos por supuesto del  diseño. Hoy en día encontrarás en el mercado auténticas joyas que convertirán tu baño en un lugar versátil tanto para el día a día como para el relax y confort de los momentos más especiales.

Tienes que tener en cuenta las zonas a iluminar:

  • La luz principal es la que acompaña al espejo y la zona de tocador. Hay que  evitar las sombras  que pueden producir un foco mal orientado. Elige para ello un tipo de aplique, mejor alargado, que tenga varias luces.
  • La iluminación de techo planifícala bien. Procura que ningún foco quede justo  encima de la cabeza porque provocaría también las odiadas sombras.
  • En baños pequeños es probable que con la luz del espejo sea suficiente, no  así en cuartos de baños con dimensiones importantes. Será necesario colocar una o varias luces auxiliares, más cálidas que contrarresten la luz fría de la zona del tocador.

Si eres de los afortunados que cuentas con luz natural, no entorpezcas con nada su entrada. Es mejor usar vidrios espejados que cortinas, mantienen la intimidad y dejan circular la  luz libremente.

Otro  factor a  tener en cuenta son  los materiales utilizados, suelos, sanitarios… así como el  color que destaque en la estancia. Cada uno refleja de distinta manera la luz y podrías tener resultados diferentes a los esperados. El blanco es el color que más potencia la luz. Ayúdate de la gama cromática tan variada que nos ofrecen las firmas de pinturas,  para sacar el mayor partido a tu baño.

Los leds es lo último en tecnología, es un diodo que emite una luz idónea para los rincones, su vida real está en torno a los 6 años.

Y por supuesto, no descuides el medio ambiente y apuesta por lámparas de bajo consumo. Ganamos todos!

Una iluminación práctica y funcional para tu baño
¿Te gusta este post?