Ecología baño, SecuriBath

2008…a disfrutar de la ducha

2093037433_6aae857fe52.jpg

El Año Nuevo es el momento ideal para revisar nuestros propósitos. ¿No sabe cuáles hacerse? ¿Por qué no el de ponerse más “verde” este Año Nuevo? La tendencia es enfocarse en el cuidado del ambiente. Esta tendencia también crece entre los consumidores que buscan la protección de sus familias, de sus hogares y del planeta. Estos consejos no solo harán una diferencia en el ambiente aparte de añadir algunos billetes a su bolsillo, sino que le harán sentir la satisfacción de lograr su propósito durante todo el Año Nuevo. Seamos listos este 2008 y pongámonos Verdes con Moen.

Controle el flujo
Según el programa WaterSense de la Agencia de Protección Ambiental (EPA por sus siglas en inglés), los estadounidenses consumen un promedio diario de 100 galones de agua. ¡El equivalente de 1,600 vasos de agua! Al instalar en el grifo del baño un aireador economizador de agua como el Water Saving Aerator de Moen el flujo de agua se reduce de los 2.2 galones por minuto (gpm) normales, a 1.5 gpm, con una reducción total de un 30 por ciento del consumo.

A disfrutar la ducha
Si se ducha en vez de bañarse, ahorrará no solo tiempo sino dinero también. Un baño típico de diez minutos requiere de 30 a 70 galones de agua, contra solo 25 galones bajo una regadera de 2.5 gpm.

¿Quiere ahorrar aún más recursos? Instale la novedosa Water Saving Showerhead de Moen. A diferencia de algunas cabezas de regadera que solo restringen el flujo del agua, la Water Saving Showerhead de Moen presenta generadores optimizados de rocío que incrementan la velocidad de las corrientes de agua que llegan al cuerpo para proporcionarle un rocío pleno y envolvente. Además, lo hará sentirse bien saber que con su flujo de 1.75 gpm (comparado con la norma de 2.5 en la industria) usted usa 30 por ciento menos agua y reduce sus costos de energía al utilizar menos agua caliente sin disminuir la calidad de la ducha.

Bájele un grado
Según la Alliance to Save Energy (http://www.ase.org), puede reducir sus costos de energía en un 5 por ciento por cada grado en que reduzca la temperatura en su casa. ¡Pero póngase más ropa o un suéter en los meses fríos!

Con estos consejos va bien encaminado hacia un Año Nuevo “verde”.