Reformas Baño

REFORMAR EL BAÑO SIN OBRAS

¿Cómo reformar el baño sin obras?

¿Reformar el baño sin obras? Todo el mundo que decide reformar su baño teme lo mismo, las no siempre gratas OBRAS. Reformar un baño supone que pasemos unos días más o menos incomodos en nuestros hogares, especialmente según nos hacemos mayores, las obras suponen uno de los mayores inconvenientes a la hora de reformar nuestro baño.

Si este es tu caso, no tienes porque renunciar a poder reformar el baño sin obras, hay soluciones un poco menos invasivas para poder tener el baño de tus sueños.

1. Pintar. Olvidémonos de picar, cortar azulejos y alicatar para reformar el baño sin obras… Para ello podemos plantearnos pintar los azulejos existentes. La bañera se sustituye por un plato de ducha, y se busca un azulejo a su gusto, y para el resto del baño, solo tenemos que decidir de que color queremos pintar nuestros antiguos azulejos. La pintura tiene que ser plástica, especial para cuartos húmedos. Cambiar  sanitarios y elegir un mueble de lavabo a nuestro gusto. Y sin muchas obras hemos renovado nuestro cuarto de baño.

Ventajas: Apenas obras y poco polvo; Rapidez

Inconvenientes: Al igual que el resto de su casa, necesitará repasar la pintura cada 5-8 años.

 

reformar el baño sin obras

Alicatado hasta techo en zona de ducha. Cambio de bañera por plato de ducha.

reformar el baño sin obras

Azulejo pintado en el resto del baño.

2. Vinilos. Otra solución para reformar el baño sin obras es recurrir a los suelos vinílicos, imitan a la madera, dotando de ese modo a nuestro baño de una gran calidez. Son de fácil y rápida colocación y se pueden colocar encima de los azulejos existentes.  Los suelos vinílicos son resistentes al agua, lo que los hacen perfectos para los cuartos de baño. Se pueden instalar tanto en suelo como en paredes.

Ventajas: Rápida instalación. No obras.

Inconvenientes: La gama de acabados es un poco limitada. Tienes cierto espesor por lo que habrá que cepillar la puerta de entrada al baño.

reformar el baño sin obras

Suelo vinílico acabado madera natural.

3. Micro cemento. Esta solución esta a medio camino de las obras y reformar el baño sin obras. No necesitamos picar el azulejo existente, pero entre capa y capa de micro cemento hay que pulir, por lo tanto se desprende un poco de polvo. Da unos acabado espectaculares, y resiste perfectamente la humedad, se puede poner tanto en suelo como en pared. Se puede jugar con la mezcla de micro cemento y azulejos.

Ventajas: Decimos adiós a las odiadas juntas, ya que es superficie continua.

Inconvenientes: Se necesita un buen profesional pero que el acabado sea el adecuado.

reformar el baño sin obras

Paredes y suelo de micro-cemento.

Con estas pequeñas soluciones podemos reformar el baño sin obras, evitando en gran medida las odiadas obras. Como siempre, aconsejamos rodearse de buenos profesionales, estas soluciones son fáciles y rápidas, pero si no se ejecutan bien pueden terminar en desastre. Con estas soluciones acortamos la duración de nuestra reforma de baño.

Así que ya sabes, ¡¡¡no hay excusa!!! Reforma tu baño en pocos días y sin obras molestas.