Agua

La escasez de agua, el gran desafío del siglo XXI

El agua es un bien común, o al menos así debería serlo. Desgraciadamente, muchas personas en el mundo actual no disponen de agua potable. De hecho, 4.000 millones de personas sufren escasez de agua dulce durante al menos un mes al año y casi la mitad de estas personas viven en China o en India. Por otra parte, se estima que 1.800 millones de personas sufren falta de agua al menos durante la mitad del año.

cada vez hay mayor escasez de agua en el planeta

Actualmente se calcula que casi un millón de personas fallece cada año a consecuencia de enfermedades relacionadas con la falta de agua y cada 90 segundos muere un niño por esta misma razón.

Uno de los grandes problemas que provoca el cambio climático es la escasez de agua, que constituye uno de los desafíos más grandes del siglo XXI. Muchas sociedades han de enfrentarse a este desafío. En cambio, existen otras sociedades que gozan de acceso ilimitado al agua sin darse cuenta del privilegio que esto constituye.

La escasez del agua está claramente influida por diferentes acciones del ser humano. La sociedad del “primer mundo” malgasta cantidades ingentes de agua diariamente sin dar ningún valor a este hecho lo cual puede llegar a plantear una situación insostenible.

Por eso, desde SecuriBath estamos concienciados de la necesidad de ahorrar agua, algo que se consigue con acciones tan sencillas como cambiar de bañera por un plato de ducha.

La escasez de agua afecta a 2/3 de la población mundial

Investigaciones realizadas recientemente demuestran que 500 millones de personas viven en zonas donde el consumo de agua es el doble de la cantidad que se repone por lluvias durante todo el año, lo que origina que los acuíferos subterráneos contengan progresivamente menos cantidades de agua.

Los acuíferos de países como Pakistán, México, Arabia Saudí o Irán se están agotando de forma continua. Pero esto no sucede solo en países como los ya mencionados que viven en zonas más desérticas sino que también zonas como la cuenca del Murray-Darling en Australia, el acuífero Ogallala en el medio oeste de los Estados Unidos e incluso ciudades como Londres están viviendo por encima de sus posibilidades en el consumo de agua dado que este ritmo de consumo es insostenible a largo plazo.

La sequía que tuvo lugar entre los años 2007 y 2010 consecuencia del cambio climático en zonas como Siria provocó que muchas familias residentes en medio rural se vieran obligadas de manera masiva a trasladarse a las ciudades.

En las zonas del mundo donde es más importante esta escasez de agua se produce de forma progresiva la pérdida de las cosechas o los bajos rendimientos de los cultivos, con lo que se va generando un aumento progresivo de los precios de los alimentos, y para una gran cantidad de población mundial supone el hambre y la inanición.

Tras revisar estos datos es claro que el mundo se enfrenta a una grave crisis dado que dos tercios de la población mundial están sedientos. Es urgente que todos en la medida de nuestras posibilidades, desde el ciudadano de a pie hasta las grandes organizaciones internacionales, nos concienciemos y busquemos soluciones para frenar esta inmensa sequía.

SecuriBath: somos eco-lógicos

Dado que el agua se encuentra en el corazón de nuestro negocio, en SecuriBath mantenemos un compromiso total de en el ahorro de agua en el hogar. Somos eco-lógicos.